Santiago de Compostela. Una escapada en verde

Ciudad Patrimonio de la Humanidad, Santiago de Compostela es pequeña y bonita como las ciudades de los cuentos. Además es tranquila, segura y muy agradable para pasear.

La ciudad de Santiago se encuentra situada entre dos montes, el monte Pedroso y el monte Viso, y además se conforma por una serie de colinas que siguen en los alrededores y cuyas elevaciones hacen las veces de miradores naturales. Desde allí se puede contemplar el núcleo urbano y la figura de la Catedral recortada en el horizonte.

Ríos y caminos para pasear

Santiago está rodeada por dos pequeños ríos, el Sarela y el Sar, y por los senderos que se abren en sus riberas donde antaño había molinos de agua y las tradicionales fábricas de encurtidos. Además, también encontramos una red de senderos en el parque forestal del monte Pedroso que se unen a los diversos Caminos de Santiago y a las sendas rurales. 

Este conjunto de paseos naturales son una oportunidad estupenda para disfrutar de la naturaleza en familia y se puede acceder a ellos caminando tranquilamente desde el centro de la ciudad, sin necesidad de coger el coche o usar otro tipo de transporte.

Espacios verdes sin límite

Los parques y espacios verdes de Santiago de Compostela abarcan una superficie de 5 millones de metros cuadrados por lo que la media es de 50m2 por habitante, una cifra que supera a la media europea. Por ello, Santiago es una ciudad que goza de una calidad ambiental inmejorable y unos paisajes que han recibido varios reconocimientos a lo largo del tiempo.

Según la época del año en la que visitemos la ciudad percibiremos una naturaleza diferente: flores de colores en primavera, tonos dorados y rojizos en otoño, ramas desnudas en invierno, la luz del sol en verano… También se alternan los aromas: flores, tierra mojada, hierba recién cortada… La naturaleza hace que Santiago esté viva.

La mayor parte de estos parques cuentan con columpios y juegos infantiles, grandes zonas de sombra y fuentes y estanques en los que ver patos y peces. Algunos de ellos, además, se encuentran situados en zonas altas y desde allí podremos ver los variopintos tejados de la ciudad y hacer fotos geniales.

Uno de los mejores parques de Santiago para disfrutar de la naturaleza es el Parque de la Granxa do Xesto. Situado a 20 minutos andando del casco histórico de la ciudad, tiene prados, bosque y lagos artificiales por los que pasear y corretear. Además, hay juegos para niños, tirolinas, elementos deportivos y un restaurante con vistas a la ciudad. Es uno de los sitios más idóneos para que nuestros hijos disfruten de la naturaleza.

Contamos también con los jardines históricos a los que pertenece el anterior junto con el parque de la Alameda, el robledal de Santa Susana y el Campus Universitario Sur, más el parque de Belvís, algunos de los sitios más visitados en Santiago en especial por aquellos que quieren estar en contacto con la naturaleza.

Más allá de la ciudad

Pero atrevámonos a salir de los límites del núcleo urbano. La superficie total del municipio abarca 223 km2 que comprende a 29 parroquias rurales por lo que tenemos todo un mundo que descubrir más allá de la ciudad de Santiago. La comarca en la que se encuentra el municipio cuenta con dos de los principales ríos de Galicia, el Ulla y el Tambre, ambos bien conocidos por sus escalos, truchas y salmones. 

Estos ríos son perfectos para practicar múltiples deportes acuáticos y además, cuentan con algunas playas fluviales y áreas de ocio en las que pasar un día entre baños, juegos y picnic, sin duda un gran plan para nuestras vacaciones en familia. Apenas 15 minutos nos separan de un divertido día junto a un río.

Además, contamos también con casi dos mil kilómetros de costa que se dividen en dos mares de caracteres muy distintos. Por un lado tenemos las rías tranquilas de aguas serenas y calmadas y, por otro lado, disponemos del océano abierto con sus olas y energía.

Actividades en la naturaleza

Hay una gran cantidad de rutas de senderismo de todo tipo y adaptadas a todas las edades para descubrir los alrededores de Santiago mientras disfrutamos en familia de su estupendo entorno natural. Estas rutas se pueden hacer a pie pero también hay otras disponibles para recorrer en bicicleta si queremos algo más vigoroso.

Si somos aficionados a la pesca encontraremos varios zonas recomendadas en sus costas fluviales en las que pasar una entretenida jornada de pesca en familia. También contamos con varios campos de golf en los alrededores de la ciudad.

Además, hay empresas que ofrecen distintas actividades que podemos hacer con nuestros hijos como excursiones en quads, paseos en canoa, parques multiaventura, paintball, tiro con arco, rafting, rutas a caballo, barranquismo… La mayoría de estas actividades cuentan con distintos niveles de dificultad y monitores para que podamos disfrutar todos juntos.

Áreas recreativas

En los alrededores de Santiago de Compostela encontramos más de una decena de áreas recreativas situadas en entornos naturales que nos permiten pasar divertidos ratos de ocio con la familia y también realizar pequeñas excursiones para conocer los alrededores.

Un buen ejemplo es el área recreativa de A Saleta, en cuyos alrededores tenemos el Castro do Marco y el de Cartimil, los sepulcros de Montedas y Gandaracha y los petroglifos de la Peneda do Encanto con sus leyendas e historias. Además de este patrimonio histórico-artístico, podemos recorrer la ruta de senderismo conocida como Sendeiro da Saleta y visitar la Sobreira de Siador, un alcornoque de más de 500 años inscrito en el catálogo de Árboles Singulares de Galicia desde 2009.

En el área recreativa de Santiguiño do Monte de Padrón tenemos una zona con mesas, parrillas, fuentes y parque infantil que nos proporciona un marco perfecto para pasar un día al aire libre en familia con todo lo que necesitamos. En esa misma zona podemos visitar la ermita del Santiaguiño construida en el siglo XV y la fuente identificada con la gruta en la que se escondió el Apóstol Santiago y donde se aseaban y bebían agua los peregrinos ya que se cree que el agua comenzó a brotar por un milagro de Santiago.

Para disfrutar de un día de campo y sumergirnos en algunas de las leyendas más sorprendentes de Galicia tan solo tenemos que elegir entre todas las áreas recreativas que hay en el municipio de Santiago.

Fotografía panorámica desde a rúa das hortas cara a Catedral.

Turismo rural

La ciudad de Santiago de Compostela cuenta con una gran selección de pensiones y hoteles para alojarnos pero también tiene excelentes casas de turismo rural situadas en entornos completamente naturales a apenas unos kilómetros de la ciudad. De esta forma, podremos tener nuestra escapada familiar al campo pero también estaremos cerca del casco histórico de Santiago y de su famosa catedral para dedicar tiempo a su patrimonio histórico y cultural.

Santiago Te Premia”

“Santiago Te Premia” es una iniciativa que premia a los turistas que visiten Santiago con una visita guiada por la ciudad cuyo precio de venta al público es de 12 euros. Para acceder a este premio solo tendremos que cumplir una condición: pasar un mínimo de tres noches en un hotel o pensión de Santiago.

Si es vuestro caso podréis elegir entre dos tipos de visita diferentes, el “Tour Peregrino” y “Compostela Contada”. Las visitas tienen su salida garantizada todos los días hasta el 31 de diciembre y sus horarios dependen de la época del año. Hasta el 30 de septiembre las visitas tendrán cuatro horarios al día: 10.00, 12.00, 16.00 y 18.00.

El “Tour Peregrino” gira en torno a la figura de los peregrinos y el protagonismo que tienen en la ciudad desde el hallazgo de la tumba del Apóstol Santiago. Sale desde la Praza das Praterías y nos llevará por lugares tan emblemáticos como la Praza do Obradoiro, el antiguo cementerio de peregrinos al lado de la iglesia de San Fructuoso, la rúa das Hortas y el monasterio de San Martiño Pinario.

La visita “Compostela Contada” es un recorrido por las plazas y rúas principales de la ciudad histórica de Santiago, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Aquí se habla de la historia del Apóstol Santiago, el origen de la peregrinación y el desarrollo de la ciudad de Santiago. Comienza en la Praza das Praterías.

Santiago de Compostela es un destino de turismo rural perfecto para un viaje en familia gracias a su combinación de naturaleza, ocio y gastronomía, todo ello en un ambiente acogedor y agradable, totalmente seguro para nosotros y para nuestros hijos. Sin duda, es una ocasión ideal para desconectar de la rutina y crear recuerdos en familia.

www.santiagoturismo.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *